Español
+38 068 889 89 89
00380689869898 (汉语)
00380930552240 (باللغة العربية)
00380930552240 (باللغة العربية)
+38 068 889 89 89
Ficha informativa

Our licences

Paciente G.O. de Canadá

Paciente: G.O.
Edad: 14 años
Sexo: masculino
País: Canadá
Diagnóstico: Autismo
Fechas de tratamiento: de 21 a 22 de mayo de 2012

Cuatro meses después del tratamiento hemos recibido esta carta de la madre del paciente:

Buenos días,

Ahora G. tiene 14 años, su talla es igual a 6 pies y 8 pulgadas. Me fue muy agradable visitar el EmCell en mayo de 2012 junto con mi amiga V.B. y su hijo M. Ya pasaron 4 meses después del tratamiento.
El día del tratamiento con las células madre G. todo el tiempo fue muy concentrado, y fue así mismo durante 10 días siguientes. Esto fue un presagio positivo del desenvolvimiento exitoso de la evolución, junto con el factor de crecimiento, según nos dijeron los médicos en EmCell.

Él batía palmas y no fue verbal (habitualmente, él pronuncia algunos sonidos o palabras, pero aquel día cuando los médicos lo examinaron, él simplemente estaba sentado batiendo palmas, y yo contestaba las preguntas de los médicos). Al segundo día, antes de comenzar la terapia con las células madre, él entró en la clínica y dijo: “Buenos días. Voy a mi sala. ¿No pudieran Ustedes traerme el desayuno?” (esto fue tan gracioso que todos quedaron conmovidos). Lo llamé y le dije que él debe poner cubiertas sobre sus zapatos.

Él regresó y puso las cubiertas sobre sus zapatos sin ayuda alguna (como la regla, necesita ayuda para hacerlo). El número de su pie es 14 (el pie es demasiado grande para su edad), y él rompió las cubiertas por que no eran de su tamaño. Él quiso ir a su sala para pasar el tratamiento.

Los médicos lo preguntaron sobre su estado y me pidieron quitarle la camisa para examinarlo. Él se acostó en la cama y él mismo quitó su camisa, pareció que él oyó las palabras de los médicos, y yo estaba parada al lado mirando como los médicos lo examinaban. Yo lo miraba con gran sorpresa, él tenía un contacto visual normal, observando todo lo que pasaba durante el examen médico, y él fue muy atento.

Al día siguiente después del tratamiento con las células madre compremos una gira por la ciudad de Kiev y fuimos a la catedral de San Vladimir para agradecer el Señor. Nuestro guía nos ofreció entrar en la catedral sin niños, dejándolos al lado del automóvil. Cuando yo salí del automóvil G. me dijo: “Mami, yo quiero ir a la iglesia”. Nunca lo hubiera dicho antes. Lo pregunté: “¿Es verdad? ¿Quieres ir a la iglesia?” Él me contestó que sí, y nosotros fuimos a la iglesia. Lo primero que él hizo en la iglesia fue mirar al techo y a las velas, y me dijo: “Mami, mira a la luz y las velas”. Él miró con sorpresa a todo alrededor de él. Me fue tan agradable ver y oír lo que él decía, antes él nunca lo hubiera dicho, antes él batía palmas y miraba al piso al entrar en una iglesia.

Durante el vuelo de regreso él me miró y dijo: “Mami, cuando tú vas a recoger tu nuevo carro ¿puedo yo ir contigo?” Durante los primeros 10 días después de nuestro regreso de Kiev yo realmente no quería dejarlo ni siquiera para un minuto, porque él fue ya otro niño …

Pero poco a poco todo volvió de nuevo, y él comenzó a batir palmas, como los médicos nos advirtieron. Pero …
Él comenzó a acostarse más temprano y dormirse más fácil. Antes G. siempre necesitaba una persona que lo pudiera apretar para que él pueda dormir; al crecer él comenzó a batir palmas y golpear el piso con sus pies entre las 11:00 P.M. y 1:30 A.M., y nada pudo pararlo: ni una dosis grande o pequeña de melatonina, diphenhydramine, o cipralex, pero después de pasar la terapia en EmCrll él duerme durante 10 horas y a veces se acuesta a dormir a las 9:30 P.M. diciendo que está cansado y quiere acostarse a dormir. Son las noticias realmente buenas para todos que viven en nuestra casa.
G. es alto, tiene más que 2 metros, por eso lo primero que dice la gente cuando lo ve es: “Wow, él es alto. ¡Seguro que juega baloncesto muy bien!” Y yo me río, porque G. en general no sabe jugar baloncesto. Pero así fue antes de la terapia con las células madre.

Antes fue imposible hacerlo tomar la pelota, y si lo pedían lanzar la pelota él se viraba y la lanzaba no en el cesto y no en la dirección del cesto, sino en la cesta. Pero ahora G. ya puede tomar la pelota cuando ella rebota del piso, y toma la pelota arriba, sobre su cabeza y la tira en el cesto, y cada vez atinge (él no corre, tampoco salta, ahora él no sabe hacerlo, por eso no piensen que él es un buen jugador de baloncesto, pero ahora él ya puede lanzar la pelota en el cesto. Toda la vida tratábamos de enseñarlo a jugar baloncesto, pero en vano, por eso este resultado es magnífico). Él ve mejor, puede concentrar su atención mejor, y él tiene la meta.

Pues, en verano G. continuaba batir palmas, y luego volvimos a la escuela, una escuela privada para los niños con el autismo bien expresado, allí estudian los niños que tienen de 12 a 18 años. Durante los últimos 3 años él asistía clases en la escuela de este tipo.

El primer día cuando él fue a la escuela lo preguntaron si quería jugar en piratas, y él contestó: “No. ¡Yo ya pasé esto!” Esto fue una expresión nueva y además él usó el slang.

Día 2: durante el verano la actividad motriz minuta realmente mejoró (él hacia los ejercicios con abalorios). Comparando con el año pasado se puede decir que él actúa 75 % independiente después de la escuela, y el año pasado él fue 50 % independiente. Él dijo: “No puedo aguardar para contarle a mi mamá y mi nuevo maestro (practicante) sobre la escuela.” Al volver a casa él hizo el cuento. Antes esto fue muy raro, cuando él contaba algo sobre la escuela.

Además G. no muestra la búsqueda de la concentración de la atención como esto fue el año pasado.

Día 6: G. se siente más seguro en su experiencia culinaria y toma más iniciativa para independientemente contestar las preguntas y ayudar en la escuela (¡sin algún forzamiento! En tiempos pasados fue necesario tomar acciones y forzarlo a hacerlo).

Día 10: el año pasado en 80 % de los casos fue necesario recordarle que él levante la mano durante las clases de música para contestar las preguntas. Este año en 100 % de los casos él lo hace independientemente.

15 de septiembre: este día pasó las pruebas para determinar en nivel de la experiencia en mecanografía. Las palabras principales fueron estas: “Mum”, “Dad” y “G.” G. recordó fácilmente la ortografía de cada de estas palabras, pero le fue difícil controlar el teclado. Después de 2 ciclos de enseño él necesitó no 10, sino 3-5 segundos para teclear las palabras en el teclado, además le propusimos una nueva palabra que sirvió de blanco, fue el nombre de su hermana, y él pudo teclearlo en seguida; los especialistas nos dijeron que para G. esto es un resultado magnífico.

Yo pudiera continuar, pero creo que la tendencia está clara para Ustedes. Como antes, G. necesita ayuda y apoyo en la escuela, pero se ven claramente los cambios después de la terapia con las células madre. En la escuela dicen que su vocabulario ahora es más amplio, él es más atento, muestra interés a lo que pasa en la escuela, y solo 4 meses han pasado después del tratamiento.

Estamos muy contentos con los resultados, créanme. Tienen un personal magnífico.

G. me pregunta a menudo: “Mami, ¿cuándo vamos a Ucrania otra vez?”

Con profundo aprecio,
S.O., la orgullosa mamá de G.

Fetal stem cells treatment results depend on: disease's severity, age of the patient, adherence for the medications and regime. Treatment results, presented on this site, are individual for each clinical case.