Español
+38 067 236 27 61
English
+38 067 236 27 61
English
Ficha informativa

Tratamiento del autismo

Información general, causas, síntomas

El autismo es uno de los cinco trastornos generalizados del desarrollo (TGD), que se caracteriza por una escasez muy elocuente y amplia de la interacción social y la comunicación y, también, por los intereses muy restringidos y las acciones repetitivas. El autismo afecta al curso del procesamiento de la información en el encéfalo mediante la alteración de la interacción y la organización de las neuronas y sinapsis, pero el mecanismo de estos trastornos todavía no está claro.
Continúa...
 

Los objetivos principales del tratamiento son la reducción de los déficit asociados con el autismo y la tensión familiar, el mejoramiento de la calidad de la vida y la independencia funcional del autista. No existe ningún método terapéutico óptimo; generalmente se escoge de manera individual. La familia y el sistema educativo proporcionan los recursos básicos para el tratamiento.

Células madre fetales (CMF) para el tratamiento del autismo

El tratamiento con las células madre es un enfoque terapéutico nuevo y eficaz, basado en la capacidad única de células madre de influir en el metabolismo, el sistema inmune y recuperar las células y tejidos dañados.
Las células madre fetales (CMF), utilizadas en el tratamiento del autismo, tienen un efecto positivo en todos los órganos y sistemas del organismo, pero el objetivo principal del tratamiento consiste en mejorar el funcionamiento del encéfalo. Con el autismo las zonas del encéfalo responsables de la memoria, concentración, atención, lenguaje, etc., están dañadas, y las CMF mejoran la circulación de la sangre y el oxígeno en el encéfalo (mejoramiento de la perfusión), reemplazan las neuronas dañadas y estimulan la formación de nuevos vasos. Tras haber penetrado en el organismo, CMF adquieren las propiedades de las células circundantes y mediante la división celular se transforman en esas células, lo que se traduce en una recuperación de las materias blanca y gris del cerebro y, respectivamente la disminución de la evidencia de los síntomas neurológicos y mejoramiento de la capacidad cerebral.

Está demostrado que las células madre mesenquimales pueden mejorar el estado del sistema inmune y parar la inflamación. La estimulación de las CD34 favorece a la formación de nuevos vasos en los tejidos pobres en oxígeno, lo que conduce al aumento de la circulación sanguínea en los lóbulos frontales, así como en otras áreas del encéfalo.

Hemos tratado a más de 215 niños autistas mediante células madre meso- y ectodérmicas, derivadas de las zonas germinativas embrionarias de 5-10 semanas de gestación, adecuadamente revisadas y certificadas. Las CMF son las células indiferenciadas que después de la introducción en el organismo del paciente comienzan a diferenciarse de conformidad con las necesidades del organismo (en neuronas, oligodendrocitos, células sanguíneas, etc.).

La tarea de la terapia celular consiste en la solución de distintos problemas básicos, a saber:

  • del sistema inmune;
  • del metabolismo;
  • de las habilidades de comunicación;
  • de las facultades para aprender, memoria y el pensamiento (el mejoramiento gracias a la recuperación de las conexiones neuronales y formación de las conexiones neuronales nuevas, lo que, a su vez, acelera la reacción del encéfalo mediante el mejoramiento de la transmisión sináptica y el desarrollo de nuevas conexiones neuronales).

Mejora esperada después del tratamiento de los niños con autismo:

  1. Aumento de la tolerancia a diferentes productos alimentarios y mejoramiento de la digestión. Algunos niños empiezan a probar nuevos productos, y esto les gusta.
  2. Mejoramiento del contacto con otros niños (en primer lugar, el contacto visual). Los niños que no eran capaces de fijar la mirada sobre un objeto, con el tiempo empezaban a observar las cosas con interés.
  3. Comportamiento más adecuado en casa y en la calle.
  4. Disminución o hasta la ausencia de la ligirofobia, miedo a personas desconocidas y los colores brillantes (mejora gradual).
  5. Mejora de las habilidades del habla (si el niño no hablaba antes del tratamiento, es más probable que después del tratamiento empiece a pronunciar sonidos separados, sílabas, e incluso algunas palabras; en los niños que podían hablar antes del tratamiento, se nota el aumento del vocabulario).
  6. Mejoramiento de los hábitos de escritura y su desarrollo posterior.
  7. Mejora de los hábitos de autoservicio.
  8. Mejora de la concentración y atención.

Uno de los objetivos principales de la terapia celular consiste en poner en marcha el mecanismo de desarrollo del cerebro, y luego el organismo del niño llevará a cabo su trabajo de manera autónoma. Los niños tienen que ser felices, y los padres, a su vez, tienen que prepararles para la vida adulta feliz, desarrollando los hábitos que más necesitarán: comunicación, autoservicio, facultades para aprender y los hábitos profesionales.

A pesar de que el grado de mejoras depende de muchos factores, éstas estaban presentes en todos los casos.

Para disfrutar de una vida plena, el niño con autismo debe tener:

  1. La sensación de que su vida está bien planificada.
  2. El sistema de comunicación bien adaptada.
  3. Los hábitos de autoservicio.
  4. La oportunidad para estudiar y trabajar.
  5. Los hábitos de saber pasar su tiempo libre.
  6. Los hábitos de comunicación (a fin de obtener el placer de compartir con otras personas).

La terapia celular es un método efectivo y seguro de tratamiento del autismo y puede ayudar a muchos niños que padecen autismo y trastornos del espectro autista de grado distinto. Sin embargo, hay que entender que la terapia celular es una parte del todo, y sólo mediante el tratamiento combinado (dieta, programas educativos, etc.), se puede lograr resultados óptimos.

¡Cuanto antes se detecte la enfermedad, tanto antes los padres podrán empezar a ayudar a su niño, incluso con la terapia celular, que puede ofrecer al niño mayores posibilidades de llegar a ser feliz!

Referencias y casos exitosos:

Todo lo escrito anteriormente no es sino la teoría y los hechos, y a continuación podrán encontrar comentarios de los padres acerca de sus experiencias y mejoras que habían notado en sus hijos. Precisamente esas palabras son las que valen más, ya que significan mucho más que una simple teoría.

Paciente V.S. de Serbia
Paciente A.L. de los EE.UU.
Paciente D.P. de Serbia
Paciente T. de Emiratos Árabes Unidos
Paciente E.D. de los EE.UU.
Paciente D.S. de los EE.UU.
Paciente K.S. de Suecia
Paciente J.G., Gran Bretaña
Paciente K.C. de los EE.UU.
Paciente G.O. de Canadá
Paciente J.N., EE.UU.
Pacientes K.T. y J.P.T., Canadá
Paciente Ch.M., EE.UU.
Paciente M.K., EE.UU.
Paciente R.L., EE.UU.
Paciente N.S., EE.UU.
Paciente P.K., Serbia
Paciente S.R., Nueva Zelanda
Paciente S., Italia
Paciente A.Z., EE.UU.

Solicitar información adicional

Cartas de pacientes